Link Original Noticia:

https://www.latercera.com/que-pasa/noticia/obesidad-y-covid-19-el-preocupante-vinculo-que-aumentaria-la-tasa-de-mortalidad/R7QGQ4RFJZAP5DD6L2S6IKTIMI/

Informe muestra que el sobrepeso es un “predictor muy significativo” a la hora de desarrollar complicaciones al contraer coronavirus. Por el contrario, un peso normal reduce considerablemente los casos. Por ejemplo, Vietnam tiene el nivel más bajo de personas con sobrepeso del planeta y la segunda tasa de mortalidad por coronavirus más baja del mundo.

El Covid-19 es la pandemia que hoy acecha a todo el mundo. Actualmente, el agente infeccioso ha contagiado a 117 millones de personas, y ha cobrado la vida a más de 2,6 millones de habitantes.

Sin embargo, existe una enfermedad latente a la cual no se le está tomando el peso por sus posibles fatales consecuencias.

Y esa es la obesidad. Enfermedad que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), desde 1975 se ha triplicado en todo el mundo.

Una epidemia llamada obesidad
En 2016, en el mundo, más de 650 millones de adultos eran obesos; 41 millones de niños menores de cinco años sufrían de sobrepeso u obesidad y 340 millones de niños y adolescentes padecían una acumulación excesiva de grasa potencialmente perjudicial para la salud.

Y Chile no está ajeno a esta realidad. De acuerdo a los hallazgos encontrados por la última Encuesta Nacional de Salud, el 74,2% de los chilenos tiene exceso de peso, índice que aumentó 10 puntos porcentuales con respecto a su medición anterior.

Lo más preocupante radica en los menores de ocho años, dentro de los cuales, según la encuesta, el 43% tenía obesidad.

Estos índices despertaron las alarmas en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), afirmando que la alta prevalencia en Chile de sobrepeso y obesidad infantil es una “bomba de tiempo para la salud”.

Ahora, ¿qué pasaría si a la obesidad se le sumará el Covid-19? Según expertos, aumentaría el riesgo de hospitalización y muerte.

Incremento en la tasa de mortalidad
El informe “Covid-19 y obesidad: El Atlas 2021”, de la Federación Mundial de Obesidad señala que la tasa de mortalidad por coronavirus es aproximadamente 10 veces mayor en países donde la mitad o más de la población tiene sobrepeso.

El equipo examinó los datos de mortalidad de la Universidad Johns Hopkins (JHU) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) y encontró que de 2,5 millones de muertes por Covid-19 reportadas a fines de febrero, 2,2 millones se produjeron en países donde más de la mitad de la población tiene sobrepeso.

Además, el documento menciona que el sobrepeso es un “predictor muy significativo” de desarrollar complicaciones por contraer Covid-19 como hospitalización, cuidados intensivos y ventilación mecánica. Asimismo, puede ser un “predictor de muerte” de la enfermedad.

“Una población con sobrepeso es una población malsana y una pandemia que está a punto de ocurrir”, menciona el informe.

La federación entregó cifras comparativas entre países, apuntando que en el Reino Unido, el 73,7% de 10.465 pacientes que estaban críticamente enfermos con Covid-19 tenían sobrepeso u obesidad.

Mientras tanto, Vietnam tiene el nivel más bajo de personas con sobrepeso en la población y la segunda tasa de mortalidad por coronavirus más baja del mundo, con 0,04 muertes por cada 100.000 personas.

El doctor Tim Lobstein, autor del informe, agregó que los gobiernos han sido “negligentes” y “han ignorado” el valor económico de una población saludable bajo su propio riesgo. Agregando que durante la última década no han logrado abordar la obesidad, a pesar de fijarse objetivos en las reuniones de las Naciones Unidas”.

También destacó que el sobrepeso y la obesidad podrían ser factores de riesgo de resultados peligrosos en personas menores de 60 años, siendo los que tienen un índice de masa corporal (IMC) -medida que se obtiene al dividir su peso en kilos por la altura (estatura en metros) al cuadrado-, entre 30 y 34 el doble de probabilidades de ser ingresados en la UCI en comparación con los que tienen un IMC entre 30 y 34, o uno menor de 30.

peso-metabolismo-bbc4-getty
“La reducción de un factor de riesgo importante, como lo es el sobrepeso, habría resultado en mucho menos estrés en los servicios de salud y habría reducido la necesidad de proteger esos servicios para que no se abrumen”, encontró el informe, sugiriendo que las personas obesas o con sobrepeso deberían tener prioridad para las pruebas y en el proceso de vacunación.

Un informe de Public Health England en julio de 2020 encontró que, si bien tener un IMC más alto no aumentaba las posibilidades de contraer Covid-19, estaba relacionado con un mayor riesgo de enfermarse gravemente a causa de la enfermedad. Un estudio encontró que para las personas con un IMC de 35 a 40, el riesgo de muerte por Covid-19 aumenta en un 40% y con un IMC superior a 40 en un 90%.

Los investigadores dicen que el sobrepeso también puede empeorar otros problemas de salud e infecciones virales, como el H1N1, la gripe y el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS).

“El Covid-19 es sólo la última infección agravada por problemas de peso, pero las señales de advertencia estaban ahí. Lo hemos visto en el pasado con MERS, H1N1 y otras enfermedades respiratorias”, indicó Lobstein.